Regionalización y políticas públicas

  • Juan Manuel Sheput Moore
Palabras clave: Regionalización/ Políticas públicas/ Fortalecimiento del territorio

Resumen

En los últimos 35 años el Perú ha tenido hasta tres intentos de regionalización. De retorno a la vida democrática en 1980, durante el gobierno del presidente Fernando Belaúnde, se inició un debate sobre la pertinencia de dirigir los destinos del país hacia la regionalización. Se decía, como también se dice ahora, que la estructura territorial del Perú ya no daba para más. Es decir, que la geografía política del Perú era anacrónica u obsoleta5. Es así que, en 1982, se hizo un intento de regionalización manifestado en discusiones parlamentarias, que no prosperó a pesar de tener buen sustento y un mejor dictamen y que tuvo en los senadores Carlos Malpica y Luis Alberto Sánchez a sus principales exponentes. Ellos incidían, con propiedad, en la necesidad de establecer un plan piloto que permitiera identificar los problemas que podría generar la regionalización. Lamentablemente este primer intento no tuvo un final feliz. Años después, se presentó una segunda oportunidad de modificar la estructura territorial del país durante el primer gobierno del presidente Alan García, que promovió y puso en marcha una regionalización acelerada que, posteriormente, durante el gobierno del presidente Alberto Fujimori fue desactivada en el año 1992. Finalmente, el tercer intento de regionalización, cuyos resultados vemos hasta nuestros días, se dio durante el gobierno del presidente Alejandro Toledo quien, en el año 2002, promulgó la Ley de Bases de la Descentralización que hasta ahora se encuentra vigente.

Publicado
2019-10-23